miércoles, 28 de febrero de 2018


Cuál es el papel de los docentes en la motivación de los alumnos?


Yo tengo mi respuesta! vos?
   


sábado, 24 de febrero de 2018

Panzada de Paula Molinari!
@Paula_Molinari_


Mucho para aprender! Gracias Paula!

¿La gente desencaja en las organizaciones?








Algunas vez cambiará el modelo hacia el modelo anterior?







miércoles, 21 de febrero de 2018

¿Aulas llenas de frustración? ¿Fracaso? 
Zonas de confort y patadas en el culo!! (sorry!)






Gracias Emiliano Pérez Ansaldi...! @EPAdesign

lunes, 19 de febrero de 2018


¿Estás pensando en cómo motivar a tus alumnos este año?



Qué esperan de tu materia o curso?
Qué les gusta?
Cómo aprovechan la tecnología?
De qué generación son? Y vos?
Cómo piensan ellos? 
El profe... debe ser facilitador del aprendizaje! Te pusiste en este lugar?
Clases invertidas? Aprendizaje Colaborativo? Aprendizajes y Evaluaciones significativos?

Dale! no te quejes de los chicos!! Re-visate vos!

sábado, 17 de febrero de 2018

Gracias por darme una mano!! Blog "Mi primer empleo"

Volver a trabajar después de las vacaciones: cómo no deprimirse
Volver a trabajar después de vacaciones puede generar depresión en muchas personas. Es lo que se conoce como síndrome postvacacional, y a continuación numeramos algunos consejos para superarlo.  
1. ¿Qué es el síndrome postvacacional? 
También conocido como estrés o depresión postvacacional, es un síndrome que experimentan muchos trabajadores cuando terminan sus vacaciones y tienen que volver a sus puestos de trabajo. Los síntomas suelen se asemejan bastante a los de una depresión clínica: irritabilidad, dificultad para relacionarse con los demás, desánimo, sensación de apatía, insomnio...  
2. ¿Qué causa la depresión postvacacional? 
La vuelta al trabajo tras unas largas vacaciones es el principal causante, además de la modificación de las horas de sueño y el cambio en los horarios. El verdadero problema aparece  cuando la sensación de desánimo por volver a la rutina laboral se alarga demasiado en el tiempo (más de dos semanas). 
3. Afronta el primer día con filosofía
Tómate el primer día como una jornada laboral más, intentando no pensar en lo duro que es y en lo bien que te lo pasaste durante las vacaciones. Por otro lado, además de volver a exigencias y responsabilidades, piensa que también vuelves a ver a tus amigos y compañeros y contaros como han ido vuestras vacaciones. Con esto conseguirás mitigar un poco la depresión postvacacional.
4. Tómatelo con calma
Tómate tu tiempo para ponerte al día de lo ocurrido mientras estabas fuera y con las cosas pendientes que dejaste antes de irte. A continuación, organízate, establece una línea de trabajo y unos objetivos a conseguir durante la primera semana. Así irás recuperando el ritmo de trabajo al que estabas acostumbrado antes de irte de vacaciones. No te desesperes si ves que te cuesta acostumbrarte otra vez al trabajo, piensa que no eres el único que está padeciendo el síndrome postvacacional, y que cuando quieras darte cuenta, la sensación de desasosiego habrá desaparecido.
5. Ponte objetivos nuevos
Volver a trabajar después de vacaciones y pensar que todavía te quedan muchos meses para las próximas sólo incrementará tu estrés postvacacional. Piensa en los días festivos y fines de semana que puedes aprovechar. Por otro lado, márcate metas y proyectos que puedas realizar a través del trabajo, y acudirás a trabajar con la ilusión propia de quien persigue un sueño. 
6. Un día no es solo para trabajar 
El día tiene 24 horas, y tu trabajo sólo ocupa una tercera parte de ese tiempo. Cuando termines tu jornada laboral, dedica el resto del día para estar con la familia o con los amigos o a practicar actividades que te gusten. Si lo haces durante los primeros, volver a trabajar después de vacaciones será mucho más llevadero. No te lleves trabajo a casa ni te agobies por lo que te espera al día siguiente, eso no te ayudará a superar el síndrome postvacacional.
7. Practica deporte 
Se ha demostrado que hacer deporte regularmente contribuye a combatir el estrés, además de ser beneficioso para la salud. Además, te ayudará a romper con la monotonía del trabajo y ganarás en energía y salud. No cabe duda, el deporte es uno de tus mejores aliados para superar la depresión postvacacional. 

8. Procura mejorar las cosas en tu puesto de trabajo
Siempre (o casi siempre) habrá cosas que no te gusten en tu trabajo (tu jefe, algún compañero, etc.) Si es tu caso puedes intentar cambiarlo y, aunque no lo consigas, te quedará la satisfacción de haberlo intentado. Mejora la comunicación, si tienes una idea hazte escuchar, y si algo no te parece bien hazlo saber. Te sentirás mucho más implicado en tu trabajo, y ello hará que el síndrome postvacacional vaya desapareciendo. 
9. Sé positivo
Éste puede que sea el paso más importante para superar la depresión postvacacional. Acepta el hecho de que ya has tenido tu tiempo para descansar y que ahora toca trabajar después de vacaciones. Piensa que mucha gente no tiene un trabajo al que volver. Afronta tu responsabilidad e intenta hacer tu trabajo lo mejor posible siempre con una sonrisa. Sonriendo serás más feliz y además crearás un mejor ambiente de trabajo.IFrame 
10. ¿Qué significa el trabajo para ti? 
El trabajo es una forma de realizarse como persona, de sentirse útil para la sociedad y un proceso de aprendizaje constante. Si lo miras de esta manera dejarás de ver la vuelta al trabajo como una obligación. Tienes que pensar que no todo en la vida es trabajar. No eres un esclavo del trabajo, trabajas para vivir y, por supuesto, para poder pagarte las vacaciones que acabas de disfrutar y disfrutarás. 


Sigue estos consejos y podrás deshacerte del síndrome postvacacional.

lunes, 8 de enero de 2018

Tips para motivar a los alumnos



Saber vender el producto

En cierta forma, los docentes son como vendedores. Pero no de productos o servicios, sino de conocimientos. Se trata de presentar las materias de manera que resulten atractivas para los alumnos, hacedles ver que los aprendizajes son buenos para ellos y creando en su interior la necesidad de consumirlos.

Crear expectativas

El hecho de crear expectativas es un factor totalmente clave clave a la hora de motivar a los alumnos. Al crear expectativas en clase se aumenta la curiosidad, el interés y, sobre todo, la atención de tus alumnos. De esta forma, se logra que los alumnos estén motivados y a la espera de aprender algo que sea sorprendente, diferente y especial.

Potenciar la motivación intrínseca

Pese a que es un tipo de motivación que, por definición, nace del interior de la persona, lo cierto es que existen estrategias para potenciar la motivación intrínseca:
  1. Intentar asociar las actividades de la clase con los intereses del estudiante: deportes, música, eventos de actualidad, cultura audiovisual, etc.
  2. Despertar la curiosidad del estudiante apelando al factor sorpresa. Por ejemplo, señalando discrepancias existentes entre determinadas creencias de la mayoría de la gente sobre muchos temas y la realidad.
  3. Utilizar juegos y actividades, on line y físicas, para hacer las clases más divertidas, amables y cercanas a los alumnos.
  4. Introducir variedad en la organización y estructura de las clases para no aburrir a los alumnos con una excesiva monotonía.

Ceder el protagonismo a los estudiantes

Aunque de vez en cuando pueda ser necesario, e incluso estimulante, alguna clase de tipo «magistral» donde el profesor se limite a exponer sus teorías, conceptos, análisis y conclusiones, lo más recomendable es hacer a los alumnos muy partícipes de la clase.
Los alumnos tienen que poder  preguntar y opinar si ningún miedo, ni sentirse cohibidos. Un feedback activo, donde todos, en la medida de sus posibilidades, puedan aportar algo hará las clases mucho más amenas, interesantes y provechosas.

Evitar dar demasiada importancia a las evaluaciones

Además de evitar la ansiedad y una competencia excesiva entre compañeros, los alumnos que estudian con el único objetivo de sacar buenas notas, además de ser más fácil que pierdan la motivación en algún momento, no disfrutan del placer de aprender por el mero hecho de hacerlo e incluso por diversión.

Usar conceptos novedosos

Los recursos tecnológicos y las TICs (tecnologías de la información y comunicación) hace ya tiempo que entraron en el aula. Sin embargo, no se utilizan en todo su potencial. El material interactivo y audiovisual, sobre todo si implica la participación activa de los estudiantes, es una apuesta segura para despertar el interés y la motivación de alumnos de todas las edades.

miércoles, 20 de diciembre de 2017

Pensando en este fin de año.... volví a repasar las 10 reglas de la Buena Suerte!

Genial Alex Rovira!!

Quería desearles SUERTE para este año...y me acordé del libro de LA BUENA
SUERTE de Alex Rovira.... Les dejo las 10 reglas de la Buena Suerte!!

PRIMERA REGLA DE LA BUENA SUERTE:
La suerte no dura demasiado tiempo, porque no depende de vos.
La Buena Suerte la crea uno mismo, por eso dura siempre.

SEGUNDA REGLA DE LA BUENA SUERTE:
Muchos son los que quieren tener Buena Suerte, pero pocos los que deciden ir a
por ella.

TERCERA REGLA DE LA BUENA SUERTE:
Si ahora no tienes Buena Suerte tal vez sea porque las circunstancias son las
de siempre.
Para que la Buena Suerte llegue, es conveniente crear nuevas circunstancias.

CUARTA REGLA DE LA BUENA SUERTE:
Preparar circunstancias para la Buena Suerte no significa buscar sólo el
propio beneficio.
Crear circunstancias para que otros también ganen atrae a la Buena Suerte.

QUINTA REGLA DE LA BUENA SUERTE:
Si «dejas para mañana» la preparación de las circunstancias, la Buena
Suerte quizá nunca llegue.
Crear circunstancias requiere dar un primer paso,.. ¡Dalo hoy!

SEXTA REGLA DE LA BUENA SUERTE:
Aún bajo las circunstancias aparentemente necesarias, a veces la Buena Suerte
no llega. Busca en los pequeños detalles circunstancias aparentemente
innecesarias…, pero ¡imprescindibles!

SÉPTIMA REGLA DE LA BUENA SUERTE:
A los que sólo creen en el azar, crear circunstancias les resulta absurdo.
A los que se dedican a crear circunstancias, el azar no les preocupa.

OCTAVA REGLA DE LA BUENA SUERTE:
Nadie puede vender suerte. La Buena Suerte no se vende.
Desconfía de los vendedores de suerte.

NOVENA REGLA DE LA BUENA SUERTE:
Cuando ya hayas creado todas las circunstancias, ten paciencia, no abandones.
Para que la Buena Suerte llegue, confía.

DÉCIMA REGLA DE LA BUENA SUERTE:
Crear Buena Suerte es preparar las circunstancias a la oportunidad.
Pero la oportunidad no es cuestión de suerte o azar: ¡siempre está ahí!

CONCLUSIÓN:
Crear Buena Suerte únicamente consiste en… ¡Crear circunstancias!

El nuevo origen de la Buena Suerte, dado que crear Buena Suerte es crear
circunstancias…: es que la Buena Suerte solamente depende de VOS.


Entonces, les deseo la capacidad de crear su propia buena suerte para cada
momento de sus vidas!!

martes, 14 de noviembre de 2017